Andrés Medici,

Nací Bahía Blanca (Argentina), comencé mi formación en el mundo de la co

cina japonesa en el año 1998 de la mano del prestigioso cocinero Iwao Komiyama, reconocido por el 

gobierno japonés en 2009 como el mejor chef de cocina japonesa fuera de Japón. Esta formación que duró más de tres años, imprimió técnica, y un fuerte respeto por el producto y los procedimientos.

En el 2002, fui fichado por el Gran Hotel Gaudalpin en Marbella, para trabajar en el en el restaurante Taro Gaudalpín, junto al chef Masao Kikuchi, quien había regentado el famoso Tokyo Taro en Madrid (Calle Flor baja 5)  y maestro, entre otros, de Ricardo Sanz (Kabuki). Comencé fregando y tres años más tarde regentaba la barra de sushi.

Después de un breve paso por Andorra por el Hotel Hermige 5* en el Tarter.

Llegué a Vigo para abrir la primera versión de Osushi en el año 2006, desde este momento, no he dejado de formarme mediante diversos viajes a Japón, en los que me centré en visitar a productores y en aprender nuevas técnicas. Este bagaje me sirvió para que en el año 2015 obtuve el tercer puesto en el Global Sushi Challenge organizado por el World Sushi Skills Institute. Además de recibir la fertificación oficial AJSA, que me habilita como formador en técnicas de sushi.

De forma paralela he participado en diversos eventos gastronómicos, entre los que cabe destacar el Forum Gastronómico de A Coruña 2014, donde llevé a cabo un taller sobre técnicas de sacrificio de pescado (Ikijime), Forum Gastronómico de A Coruña 2015, en el que realicé un taller sobre fermentados, la Feria Gastrónoma de Valencia, en la que compartí cartel con algunos de los más destacados cocineros de España y Portugal y donde mi ponencia se centró en la técnica del Sashimi o el Forum Gastronómico de A Coruña, en el que junto a Hideki Matsuhisa (Restaurante Koy Shunka) hicimos una sesión sobre maduración de pescados. En este tiempo he llevado a cabo también diversos eventos de cocina a cuatro manos, actividades docentes y talleres formativos en diferentes ciudades de Galicia, lo que me ha permitido acercar mi cocina a otros públicos me ha convertido en una referencia en la cocina japonesa en el Noroeste peninsular.

Filosofía: 

Mi forma de cocinar y actuar se basa en fundamentos sencillos, honestidad, esfuerzo y pasión. Me gusta la investigación y el estudio de los ingredientes que utilizo a diario, buscando el dominio absoluto de cada uno de ellos. Esta forma de trabajo me ha llevado a una cocina meticulosa, profunda y minimalista, lejos de fuegos artificiales. Mi objetivo culinario, es de hacer el mejor sushi posible mezclando nuevas técnicas de cocina, con técnicas tradicionales japonesa. Vivir en Vigo me nadado la enorme oportunidad de vivir muy cerca del, mis clientes son mayormente gente de mar, pescadores, o personas relacionados con el mundo del pescado, de los cuales aprendo todos los días.

EL COMPROMISO CON EL PRODUCTO: 

«Andrés Medici es uno de los grandes conocedores del producto Atlántico. Nacido en Bahía Blanca, uno de los grandes puertos pesqueros argentinos y tras su paso por Andalucía lleva más de una década cultivando el contacto directo con proveedores, lonjas y pescadores en Vigo, uno de los principales puertos pesqueros de Europa.

La riqueza de las rías –en particular la ría de Vigo- en capturas de bajura, bivalvos y algas, así como la espectacular reserva de producto que suponen las zonas más abiertas de la costa gallega, como Costa da Morte, donde centollas, percebes o bogavantes son los reyes, permiten a Andrés disponer de una despensa marina privilegiada. Tras años de selección de proveedores y mediante un conocimiento profundo de caladeros y técnicas Purosushi ofrece en la actualidad una selección de producto cuidada al extremo y de una calidad a la altura de muy pocos.

Fruto de este compromiso con el respeto máximo al producto nace Pescadoikejime.com una empresa especializada en distribución de pescados, para la cual está desarrollando una línea de sacrificio mediante la técnica del Ike Jime pionera en España».

PurOsushi: 

Inaugurado a comienzos de 2017, Purosushi reinventa la formula de Osushi manteniendo sus pilares fundamentales pero adoptando la filosofía omakasé, un diálogo entre comensal y cocinero en el que este último decide los platos en función del mejor producto del que disponga en ese momento y del perfil del comensal.